¿Por qué contratar una Wedding Planner?

Sois muchos los que pensáis que contratar una Wedding Planner para vuestro día puede ser un gasto innecesario, cuando ya tenéis suficientes gastos y la dejáis fuera de vuestro presupuesto, pero ¡No es así!

Es de las mejores inversiones que podéis hacer para vuestra boda.

La palabra Wedding Planner suele causar bastante miedo por desconocimiento: Bien por creer que va a ser ella la que elija todo por vosotros, cuando eso no es así. Nosotras asesoramos, damos ideas, pero nunca imponemos a nuestros clientes, la decisión siempre la tenéis vosotros, los novios. También suele causar mucho miedo por el precio, ya que se suele tener la idea de que es un servicio muy caro, cuando tampoco tiene porque ser así.

Vamos a explicaros las formas que hay de trabajar como Wedding Planner:

Comisionista: Recomiendan a sus novios a diferentes proveedores y la Wedding Planner se lleva una comisión por parte de los proveedores, no de los novios. No nos parece la mejor opción ya que es posible que la recomendación se haga por propio interés dependiendo del % de la comisión del proveedor.

Porcentaje de la boda: La Wedding Planner cobra un % del total de la boda. Si el presupuesto de la boda son 45.000€, esta cobraría el 10% (dependiendo de las tarifas de cada Wedding Planner) por la organización integral.

Cobran por servicios contratados : Ofrecen diferentes servicios: Búsqueda de proveedores, coordinación del día, diseño, decoración … cobran por los servicios que les contraten sus clientes. Se suelen ofrecer diferentes packs, por ejemplo (Diseño y Decoración) y los novios seleccionan el que más le interesa. Recomendando los mejores proveedores sin llevar comisión por ello. Esta es la manera en que nosotros trabajamos.

 

Una vez dicho esto, esperamos haberos despejado algunas dudas. Os contamos que ventajas tienen las parejas que contratan una Wedding Planner.

Tranquilidad: Es vuestra boda y lo que queréis es que todo salga fenomenal, que no haya imprevistos y si los hubiera que se solventen rápido. Para eso estamos las Wedding Planner, siempre tenemos un plan B y solucionamos cualquier imprevisto que pueda surgir.

Disfrutad de vuestro día: Verificar absolutamente todo, coordinar a los proveedores y los montajes, lo más importante es que los novios disfruten y no estén pendientes de otras distracciones: ¿Dónde dejo mi velo? ¿Cuando entregamos los regalos?

Fuera agobios: Hoy en día todos tenemos una agenda apretada, una Wedding Planner os asesorará en todo desde la experiencia, tendréis más tiempo de disfrutar de vuestros preparativos sin quebraderos de cabeza.

Cuidar los detalles: La mayoría de las parejas hoy en día, quieren una boda muy cuidada y llena de detalles. Para eso estamos las Wedding Planners aconsejaros y decorar vuestro día con detalles que enamoraran a todos vuestros invitados y conseguir que vuestra boda sea única.

Los invitados quieren disfrutar: Muchas veces los novios  piden ayuda a sus amigos y familiares (decoración, regalos …) con una Wedding Planner los invitados pueden disfrutar del día totalmente, sin tener ninguna responsabilidad, solo pensar en disfrutar de vuestra boda.

Así que ya sabéis fuera prejuicios, si queréis tener una boda en la que todo esté bajo control, una boda única y disfrutar al máximo de los preparativos y de vuestro día, ya sabéis que tenéis que hacer.

¡Contratad una Wedding Planner !

Fotografía: Neima Pidal

 

Deja un comentario